Guía para estimular el esfuerzo en los más pequeños

Diariamente las personas nos enfrentamos a una amplia serie de retos, inconvenientes y reveses que interfieren en la consecución de nuestras metas, pero no solo los adultos, sino también los niños. Entonces, ¿cómo podemos fomentar la capacidad de esfuerzo en los más pequeños para que puedan sobreponerse a las dificultades que se presenten sin querer renunciar a sus objetivos?

Si bien es cierto que no podemos evitar que estas circunstancias aparezcan, lo cierto es que sí que podemos hacer algo para ayudar a los niños a seguir adelante, a pesar de las piedras del camino.  Por ejemplo, educando a los peques sobre cómo fomentar el esfuerzo y la perseverancia para obtener lo que queremos, lo que les ayudará a convertirse en personas más resilientes, seguras de sí mismas y exitosas. Pero son mucho más las cosas que podemos implementar, así que no te pierdas esta guía rápida de ideas para estimular la capacidad de esfuerzo en nuestros hijos.

 

niños aprendizaje esfuerzo

 

 

Ideas para estimular el esfuerzo en niños

El esfuerzo es una de las cualidades más importantes que nuestros hijos pueden aprender, pero ¿cómo podemos conseguir fomentar este valor en los niños?

  • Sé el ejemplo de tus hijos

Recuerda que nuestros pequeños aprenden más a través del ejemplo que les damos que de lo que les decimos, así que, en este sentido, no uses argumentos como la suerte o el destino cuando intentes educar o enseñar algo a los niños; enseña a los peques que siempre hay que procurar finalizar aquello que empezamos, ya sea referido a las tareas del colegio, a labores de la casa, a poner fin y ordenar los juegos, etc.; evita ceder a todos sus caprichos dándoles a conocer el valor del dinero con respecto al trabajo y el esfuerzo.

 

  • Enseña a establecer metas pequeñas y alcanzables

Ten en cuenta que los niños pequeños tenderán a motivarse por metas extrínsecas –un juguete, una golosina, el permiso de jugar– antes de comprender el valor intangible del esfuerzo. Por esta razón deberías enseñarles a trazar metas pequeñas, a corto plazo, visibles y atractivas, con el fin de mantener al niño motivado y en la dirección correcta.

 

  • Ofrece siempre tu ayuda en los comienzos

Cuando tenemos niños en casa deseamos hacer muchas cosas por ellos para evitarles cosas como la tristeza, la rabia o la frustración, todas emociones naturales e incluso sanas. Pero lo cierto es que el hacer todo por ellos solamente hará de los más pequeños adultos que se frustren y que se rinden mucho más fácilmente. Podemos evitar esto acompañándoles a crear una meta que ellos mismos deseen lograr, orientándoles sobre cómo llevarlo a cabo y haciéndoles saber que siempre estarás para ellos cuando te necesiten.

 

  • Motívales y acompáñales en su proceso

Hazle saber a tu pequeño que el obtener lo que se desea en la vida no es tarea sencilla, y que el tener éxito requiere de esfuerzo, dedicación y mucha fuerza de voluntad. Anímalo en este sentido a seguir adelante, recordándole lo que obtendrá al final del camino, así como que siempre contará con tu apoyo cuando lo necesite.

 

  • No des órdenes, ofrece sugerencias

Si te limitas a decir qué hacer en cada paso, los niños estarán siguiendo órdenes y no siendo motivados para seguir su camino en base al esfuerzo o la motivación. Recuérdales entonces por qué se encuentran haciendo cada tarea y ofrece sugerencias cuando sea preciso del tipo, ¿quieres que te ayude con tu tarea o puedes hacerlo solo y vas luego a jugar? Esto traerá mejores resultados.

 

  • Ofrece siempre el tiempo necesario

Cada etapa de crecimiento de nuestros hijos necesita de paciencia y tiempo, así que ofrece el tiempo necesario para llevar a cabo las cosas y aprenderlas, lo que implica también equivocarse, intentar y hasta fracasar, sin necesidad de prisas o comparaciones.

 

  • Halaga cada intento

Deja claro siempre a los niños que valoras su esfuerzo, trabajo y el tiempo que se han tomado en llevar una tarea a cabo. Hazles saber también que pueden superar las dificultades porque confías en sus capacidades.

 

niños esfuerzo pautas

 

Todas estas ideas, acompañadas de mucha paciencia, amor, apoyo y comprensión, serán de mucha ayuda para inculcar la idea del esfuerzo en los niños pequeños y ayudarles a convertirse en adultos perseverantes y resilientes, capaces de enfrentarse a cualquier adversidad con éxito.




Autor: Jesús Falcón

Cofundador del Proyecto educativo Bosque de Fantasías, programador y desarrollador por excelencia, dedicado al mundo educativo y a su evolución.

Comparte este artículo en

Envía un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *