El importante papel de los héroes en la infancia

Los héroes son personajes que la literatura lleva albergando durante siglos. Y es que son capaces de llegar hasta lo más profundo del corazón de quien los conoce, especialmente de los niños. Son los niños también, y puede que no sea algo casual, los que no conocen las barreras para viajar hasta los sueños, algo que es mucho más complicado para los adultos. Por eso los peques admiran a los héroes, porque son capaces de hacer cosas inimaginables, de superarse a sí mismos solo por ayudar a los demás, lo cual no siempre es fácil ver en el mundo real.

Tal vez por eso, cuando nos enfrentamos a desafíos difíciles en la vida, recurrimos a historias heroicas para inspirarnos e intentar encontrar la forma de animarnos y de perseverar, al igual que ellos, ante todos y cada uno de los obstáculos que haya en el camino. Puede ser por esto también por lo que los niños son personas mucho más resilientes que los adultos, porque todavía creen que los héroes existen y son capaces de lograr todo aquello que se propongan.

 

IMPORTANCIA-HÉROES-INFANCIA

 

En definitiva, los héroes nos muestran una forma de superar los desafíos de la vida mediante el uso de una gran variedad de fortalezas y de virtudes, y sus historias nos muestran también que no podremos lograr grandes cosas en la vida, a menos que nos dejemos ayudar por los demás. Un mensaje muy importante, sin duda, en unos tiempos en los que los “héroes” parecen no llevar capa.

 

 

Qué es el heroísmo y su importancia en la infancia

¿Qué hace que una persona sea un héroe? ¿Es algo que ha hecho? ¿Es una cualidad que posee? ¿Es un esfuerzo o compromiso? Los héroes existen en todas las culturas prácticamente, pero no siempre se entiende por héroe lo mismo. Los héroes pueden ser, en consecuencia, personajes de ficción más o menos extraños, pero este término también se suele atribuir a personas que toman medidas heroicas o actúan con heroicidad. Y es que el heroísmo tiene que ver con el comportamiento, con la empatía y las acciones de determinadas personas o personajes en pos de un bien casi siempre social. Además existen una serie de valores clave que pueden ayudarnos a identificar a un héroe o a una persona que actúa con heroicidad, como por ejemplo que su acción o comportamiento sea de tipo voluntario, que ayude a grupos, espacios o personas en diferentes sentidos, que se corra algún tipo de riesgo y que no sea algo por lo que se reciban recompensas o ganancias significativas (salvo las de tipo moral). Por eso una de las figuras de no-ficción a las que más veces se les suele atribuir el título de “héroes” son los bomberos, muy admirados por prácticamente todo el mundo y especialmente por el público infantil.

 

HÉROES-NIÑOS

 

Todos los niños tienen algún héroe que serían capaces de nombrar…pero no siempre e del mismo tipo. Además de Thor, Spiderman o Supermán, muchos niños tienen por héroes a figuras del deporte o diversas celebridades. Para otros niños (aunque sea algo menos común), los héroes pueden ser personas que hayan hecho grandes avances en el mundo, como Einstein o Leonardo da Vinci. Incluso, muchos otros niños pueden ser capaces de nombrar a alguno de sus familiares, como por ejemplo una madre, un padre o un abuelo. Pero, independientemente de quién sea ese héroe, lo que está claro es que son modelos a seguir muy positivos para la infancia.

 

 Cómo trabajar con los más pequeños el tema de los “héroes”

Con demasiada frecuencia, niños, adolescentes y adultos ven a los héroes como mitos o leyendas en lugar de a simples humanos que logran romper barreras, y esto es un error, porque hacerlo con personas reales puede ayudar a los más pequeños a entender que la generosidad, el compromiso, la responsabilidad o la ayuda a los demás y la superación, son cosas que suceden y que dan color al mundo. No se trata de atribuir características “heroicas” a determinadas personas o grupos para anular así sus derechos como personas reales, sino de hacerlo para que puedan inspirar a otros y dar esperanzas a la infancia sobre el poder de la superación y el valor del esfuerzo.

Padres y maestros pueden ayudar mucho en ese sentido, trabajando este tema de la heroicidad incluso desde casa, con herramientas y dinámicas que sirvan para enseñar a niños y jóvenes cómo enfrentarse y/o superar los desafíos que se les puedan presentar en la vida real, al igual que les ocurre a los héroes de ficción. Y para empezar a trabajar en esto, una buena forma puede ser la de conversar con los hijos o alumnos sobre qué es lo que entiende por héroe y a partir de ahí establecer reconsideraciones de su significado más profundo. Podemos comenzar explicando lo que significa la palabra héroe, y luego hacer una lluvia de ideas sobre las cualidades que un héroe podría o debería tener. Pueden ser características como valentía, fuerza, inteligencia o audacia…, entre muchos otras. Lo más importante en cualquier caso, es permitir que los niños también compartan lo que valoran de las personas que admiran o que piensen en ello a la hora de contestar.

Podemos hacerlo también siguiendo actividades sencillas, como la de ver películas en familia. Durante el visionado de las mismas o al acabar, se puede hablar sobre qué fortalezas o virtudes tenía el héroe de la película, qué desafíos y obstáculos superó, si tuvo ayudantes o no los tuvo (los ayudantes de los héroes son vitales muchas veces también, sobre todo para su transformación), cómo se transformó o si lo hizo, fortalezas, etc. También se puede recurrir a historias heroicas más tradicionales, para hablar sobre determinadas fortalezas y valores. Y es que es importante que los niños de hoy en día no olviden que, más allá de las películas, los libros son los sitios dónde más héroes podemos encontrar, incluso a través del estudio de determinadas figuras históricas.

 

PERSONAS-QUE-INSPIRAN

 

En definitiva, los héroes de la ficción pueden compararse con figuras de la vida real, y es bueno hacer este ejercicio porque los niños y los adolescentes necesitan modelos a seguir reales para poder avanzar y hacerlo con éxito en su propio viaje de la vida. Y esos héroes, los de carne y hueso, pueden ser los mejores ejemplos para inspirar a otros en un futuro mejor.

 




Autor: Almudena Orellana

Cofundadora del Proyecto educativo Bosque de Fantasías, escritora creativa y redactora jefe. Leer más

Comparte este artículo en

Envía un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *