Cómo trabajar la motricidad fina y gruesa con juegos de siempre

Estimular la motricidad fina y gruesa de los niños a medida que van creciendo (y hasta los 6 años aproximadamente) es muy importante para su desarrollo físico y mental también en el futuro.

La motricidad gruesa comprende una serie de habilidades capaces de mover los músculos del cuerpo, desarrollar la fuerza, la velocidad u otros aspectos como mantener el equilibrio, mientras que la motricidad fina está más relacionada con movimientos de coordinación ojo-mano. Ambos tipos de motricidad son necesarios, pero es fundamental que no se convierta su aprendizaje en algo tedioso y complejo. Y para conseguir que no lo sea, nada como los juegos de siempre, en los que los más pequeños se divierten y pueden acelerar, incluso, su trabajo y desarrollo motriz sin apenas darse cuenta.

Es tan importante hacerlo de forma amena, que hemos querido elaborar en este artículo una serie de propuestas de juegos especiales para un desarrollo divertido, positivo y eficaz de la motricidad fina y gruesa.

 

juegos-niños-motricidad

 

 

 

Juegos para la motricidad fina según la edad

 

  • Niños de 1 año

Para los más pequeños, de más o menos un 1 de edad, los juegos con cubos son ideales. Muchos de ellos cuentan con pequeñas figuras geométricas que tendrán que descubrir y hacer pasar por ventanas de la misma forma.

Construir con bloques es muy divertido y enseña muchas habilidades que los niños usarán más adelante. Un estudio indica que muchos de los conceptos aprendidos con la construcción de bloques son la base para una comprensión científica más avanzada. Por ejemplo, un niño aprende sobre la gravedad, la estabilidad, el peso, el equilibrio y los sistemas construyendo con bloques.

Pasar la página de un libro es otra actividad muy estimulante, al igual que tocar botones donde se active algún sonido.

 

juegos motricidad fina

 

 

  • Niños de 2 años

Para los niños de 2 años será muy estimulante también abrir y cerrar tapas de envases. Lleva a tus peques a la cocina contigo y déjales que disfruten de esta actividad (sin que haya ningún tipo de peligro) mientras tú estás cocinando.

 

  • Niños de 3 años

A los 3 años puedes desarrollar actividades de arte con ellos utilizando pintura para manos y dedos. Llénales las manos con pintura y anímalos a colocarlas sobre un papel con el fin de crear formas dirigidas. Puedes hacerlo primero tú para que se fijen y así animarles a realizarlas de motu propio después. Esta actividad permite, además, desarrollar la capacidad de seguir instrucciones.

 

  • Niños de 4 años

A los 4 años los juegos con pinzas son una excelente elección. Ofréceles pinzas de ropa a presión y anímales, por ejemplo, a colocarlas alrededor de un cartón.

 

  • Niños de 5 y 6 años

Entre los 5 y los 6 años las actividades pueden ser muy diversas, desde recortar figuras o pintar, hasta hacer nudos en los zapatos, abotonar y desabotonar la ropa, comer solos o tocar el piano (aunque de juguete), y son todas actividades que estimulan muy bien la motricidad fina.

 

 

Juegos para la motricidad gruesa según la edad

 

  • Niños de 1 año

Los niños de 1 año de edad están comenzando a caminar, así que la actividad de empujar juguetes o su propio carrito hará que desarrollen mejor sus músculos de forma bastante sencilla y sin complicaciones.

 

  • Niños de 2 años

A los 2 años los juegos más estimulantes para los peques son todos aquellos que impliquen movimiento, lo que puede hacerse con frases divertidas o rimas o la realización de circuitos. Por ejemplo, prueba a que los niños sigan las instrucciones del juego llamado “El enano gigante”, que consiste en agacharse o levantarse según el adulto, u otro jugador, haga la voz del enanito o del gigante respectivamente.

 

juegos motricidad gruesa

 

  • Niños de 3 años en adelante

A partir de los 3 años las actividades de carreras con obstáculos diferentes resultan ser el mejor juego. Asegúrate de que puedan hacer saltos, carreras, patear pelotas, pasar a través de túneles, cruzar obstáculos… Todo lo que sea movimiento y velocidad resultará muy efectivo. También serán importantes todos aquellos juegos de tipo más individual en los que puedan hacer este tipo de movimientos de forma independiente, como por ejemplo el fútbol, la gimnasia, saltar a la cuerda o subir escaleras.

 

 




Autor: Almudena Orellana

Cofundadora del Proyecto educativo Bosque de Fantasías, escritora creativa y redactora jefe. Leer más

Comparte este artículo en

Envía un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *