Conejito de Pascua con platos desechables

La Pascua ya casi está aquí, y eso significa que es hora de hacer algunas manualidades con los niños. Pero no solo la Pascua tiene que ser una ocasión válida para hacer manualidades en esta época, pues la llegada de la primavera también se convierte en un motivo propicio para hacer diferentes tipos de manualidades con niños.

Por eso en este artículo queremos proponeros una actividad ideal para estos días y que apenas necesita preparación, pues se puede elaborar con un par de materiales que todo tenemos por casa: un conejito de Pascua hecho con platos desechables.

¿Te animas?

 

manualidades pascua

 

 

Hacemos nuestro conejito de Pascua de forma sencilla

 

MATERIALES QUE NECESITARÁS

  • Un plato de papel o cartón blanco.
  • Pegatinas o trozos de fieltro de color rosa.
  • Un marcador negro.
  • Una pieza de goma eva o fieltro blanco.
  • Una pieza de goma eva o fieltro rosa.
  • Tijeras.
  • Barra de pegamento.
  • Papel crespón o cinta azul.

 

PASOS A SEGUIR PARA ELABORAR EL CONEJO

Debes comenzar la manualidad cogiendo el plato de papel blanco y doblándolo por la mitad de manera horizontal. Asegúrate de que esté doblado por igual y de que el pliegue sea seguro, ya que formará la parte superior de la cabeza del conejito donde se pegarán las orejas.

Una vez que tengas la mitad del plato de papel hecha será hora de crear la cara del conejito. Comienza por colocar las dos pegatinas o los trozos de fieltro rosas que harán de mejillas del conejito, a los extremos de la boca. Esta parte del conejo también podrás hacerla con crayones. Coloca las mejillas lo suficientemente separadas como para que puedas dibujar una pequeña sonrisa de conejito entre medias. Dibuja también dos puntos negros para los ojos, o agrega unos ojos grandes móviles que tengas por ahí de otros proyectos. Para hacer la sonrisa comienza desde uno de los círculos rosados de las mejillas, curva la sonrisa hacia arriba para dar forma también a un tiempo a la nariz, y luego vuelve a hacer una curva hasta llegar a la segunda mejilla.

 

conejo-pascua

 

 

  • Orejas y rostro del conejito de Pascua

Usando la goma eva o el fieltro, corta dos trozos en forma de orejas de conejo. Después traza y recorta dos piezas más pequeñas que encajen dentro de las orejas grandes. También puedes cortar otro trozo en forma de triángulo para que haga de nariz del conejito.

Si quieres añadir más detalles puedes buscar fieltro de otro color para hacer un lazo al conejo o hacerle una divertida pajarita en papel crespón, que debe ser ser una pieza que tenga dos triángulos en cada extremo y luego un pequeño círculo en el centro. Esta idea será genial si quieres añadirle un toque elegante a tu conejito de Pascua.

Una vez tengas todas las piezas reunidas, deberás pegarlas uniéndolas al plato desechable. Aprovecha para que los peques dejen volar su imaginación en este punto, no pasa nada si al final el niño/a decide poner las partes en otras zonas, lo importante es crear e imaginar. Por último une las orejas a la parte superior del plato y deja suficiente espacio entre ellas como para que se puedan doblar y mover al gusto. Pega a continuación la pajarita o el lazo azul en la parte inferior del plato de papel. Deja espacio suficiente para que no entre en la boca y que quede ligeramente apartada.Verás cómo poco a poco el conejito va tomando forma y quedando fantástico.

Aunque este es un proyecto muy sencillo, ideal para niños muy pequeños, no olvides permanecer pendiente y ayudar al niño o niña en todo lo que necesite, pues la ayuda será fundamental para no caer en la frustración o para dominar algunas técnicas como el corte con tijeras. A los peques les gustará crear su propio conejito para exhibir en casa durante estas fechas con orgullo, por lo que es una actividad ideal para disfrutar del espíritu festivo del día de Pascua en familia.

¡Manos a la obra!

 




Autor: Jesús Falcón

Cofundador del Proyecto educativo Bosque de Fantasías, programador y desarrollador por excelencia, dedicado al mundo educativo y a su evolución.

Comparte este artículo en

Envía un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *